CELINE SCIAMMA

"Mi película es un manifiesto de la mirada femenina"

Directora de culto con obras como 'Tomboy' o 'Girlhood', la francesa rompe clichés con su nueva película, ‘Retrato de una mujer en llamas’, premiada en Cannes.


Retrato de una mujer en llamas de Céline Sciamma es una historia de amor dramática. Ambientada en la Bretaña costera del siglo XVIII, la película narra el romance entre la retratista Marianne (Noémie Merlant) y la mujer encargada de realizar la pintura, Heloïse (Adèle Haenel). El film difunde el mito de una relación unidimensional entre el artista y la musa, convirtiendo a Marianne y Heloïse en colaboradoras recíprocas con su amor y arte entrelazados.


Para la directora esta obra es un paso adelante en su cine. «Aunque se dé la mano con mis anteriores proyectos, es un trabajo más maduro, que me ha llevado mucho tiempo porque está lleno de espejos que reflejan el propio proceso creativo y la realidad actual», continúa. «Mi película es un manifiesto de la mirada femenina, habla de cómo es mirar a alguien y hacerlo de otra forma, de cómo podemos ser radicales, experimentar nuevas emociones en la pantalla… Estoy contenta de que el filme puede ser coetáneo de este movimiento para que un nuevo arte pueda surgir», añade. 


Sciamma ha dicho que el romance de Retrato de una mujer y los diálogos y colaboraciones artísticas que inspira reflejan, de alguna manera, su propio romance con la actriz Adele Haenel. “Así como los personajes se conocen en un estudio de pintura, Adèle y yo nos conocimos en el plató de rodaje,” comentaba la directora el año pasado. “Hablábamos mucho sobre cine (durante nuestra relación) y crecimos muchísimo intelectualmente. También quise plasmar eso en la película: el efecto duradero y emancipador que un encuentro romántico como este puede aparecer en tu vida.”


FUENTES: smoda.elpais.com | revistavanityfair.es
 

© 2018 por 4Garbarini Comunicacion