The Old Guard.

Acción, adrenalina y mucho de Charlize

La nueva producción de Netflix se ha posicionado como una de las pelis más vistas en la plataforma, alcanzando los 72 millones de espectadores durante el primer mes.


Charlize Theron interpreta a Andromache the Scythian, Andy para los amigos. Viste remera negra, skinny jeans negros, botas negras, gafas de sol obviamente negras y camina por las calles de Marrakech, en Marruecos, con la actitud de una aventurera absolutamente segura de sí misma y el misterio de alguien del que nunca podremos saberlo todo.


Andy es la jefa de un grupo de mercenarios también inmortales que tratan de contribuir al bien encargándose de misiones imposibles.


La vieja guardia tiene todos los ingredientes que se le pueden pedir a un título de este género. Hay secuencias de lucha y combate mano a mano en las que Theron demuestra una vez más que Mad Max: Fury Road y Atomic Blonde no fueron anomalías y ella es una estrella de acción con mayúsculas. 


Luego está el lado romántico. En una de las escenas más conmovedoras de la película Joe expresa sus sentimientos hacia su amante y compañero, Nicky. Es difícil hacerle justicia a sus palabras. 


La directora Gina Prince-Bythewood, que hasta el momento había dirigido películas más intimistas, prueba la necesidad de una mayor diversidad no solo delante, sino también detrás de las cámaras. En todo tipo de géneros. La cineasta se propuso contratar al mayor número de jefas de departamento mujeres que fuera posible. 

© 2018 por 4Garbarini Comunicacion